Cuando tu equipo pierde…